Barcelona y Cataluña esperan que sus problemas más graves se resuelvan

La comunidad de Cataluña, una de las más importantes comunidades autónomas de España, es el lugar ideal para vivir según muchas personas, pero la realidad es que la comunidad se enfrenta a problemas muy graves, muchos de los cuales no se han resuelto por razones políticas.

Lo cierto es que cada vez más hay más catalanes que exigen la resolución de los problemas que le aquejan a diario y que hacen que en muchos casos, algunos catalanes busquen irse por ver prácticamente imposible vivir en el lugar en donde nacieron.

A los catalanes les gusta estar protegidos

Lo importante para los catalanes es tener una buena vida, sentir que cuentan con seguridad social, el cual es un tema importante a tratar con el gobierno nacional, así como proteger sus bienes, esto último lo logran con la ayuda de los cerrajeros en born.

Y es que para los catalanes es muy importante poder contar con una seguridad social que les garantice tranquilidad, que puedan alquilar un piso en Barcelona si quieren y protegerlos gracias a los servicios de los cerrajeros, que son muy buenos en toda Cataluña.  

Porque la protección siempre va a ser primordial en la vida de los catalanes y de cualquier persona, pero en la actualidad hay problemas graves que hacen pensar que los gobiernos deberían preocuparse un poco más por resolverlos de forma efectiva.

El problema del alquiler de los pisos

Alquilar un piso en Barcelona se ha convertido algo cada vez mas imposible, primero por el hecho de que las ofertas han bajado mucho, ya que los propietarios prefieren alquilar sus pisos no para familias y personas que quieran vivir por un largo tiempo en ellos, sino que se los alquilan a temporaditas, ya que perciben mas ingresos de esta forma.

La baja oferta hace que los precios se incrementen, por lo que algunas personas que comienzan una nueva vida de forma independiente vean frustrado su sueño de poder alquilar un piso, lo cual ha sido una preocupación del gobierno local y que se espera que el gobierno nacional apoye.

Esta es una preocupación porque a juicio de Ada Colau, alcaldesa de Barcelona, este es un problema que lleva muchos años tratándose de resolver y a la subida de precios la considerada como abusiva.

Muchos más problemas que solo los políticos

Es cierto que los años anteriores los problemas políticos han parecido eclipsar todos los problemas que sufre la comunidad de Cataluña y Barcelona, pero la realidad es que se espera que con la instalación del nuevo gobierno nacional, este se pueda ocupar de resolver problemas que no pueden ser resueltos por el gobierno local.

Y es que además del problema de los pisos, también está el problema del transporte y el problema de la contaminación y de los cambios climáticos, los cuales han afectado últimamente a la población, así como también poder contar con recursos para los refugiados y temas de nacionalismos que importan mucho a la población.