Efecto botellones se incrementa cada día

El confinamiento decretado por el Gobierno para contener el contagio del Coronavirus, ha sido respetado por la mayoría de la población, pero algunos no se lo toman en serio y pretenden burlar el cierre de bares, discotecas organizando fiestas en sus propiedades.

Al utilizar las redes sociales para rodar la voz, estas también actúan como delatadoras de estos comportamientos, porque la información llega a las autoridades.

La Comarca de Talavera, sitio con más fiestas ilegales

Las autoridades han logrado detectar celebraciones de tantas fiestas ilegales, las cuales han sido organizadas por jóvenes durante los fines de semana, a esto se une el macrobotellón, con unas 500 personas que se celebró en Tomelloso – Ciudad Real.

La Delegación del Gobierno ha instado a los ayuntamientos de la región y la de gobierno de Castilla-La Mancha, a poner en conocimiento de la Guardia Civil y de la Policía Nacional este tipo de incidentes.

La Guardia Civil encargada de desmantelar los botellones o fiestas ilegales

Principalmente en casas alquiladas en Las Herencias, en Toledo donde se reúnen con personas procedentes de otras zonas de España, en su mayoría de Madrid, que aún permanece en fase 1 de la desescalada por Covid-19, acción que está prohibida, no se debe salir de la comunidad.

Cuando las fiestas empiezan, los vecinos se percatan ante la presencia de la música muy alta, y éstos hacen el respectivo llamado a la Guardia civil.

En ocasiones no hacen el llamado con prontitud, asumiendo que el propietario ha alquilado la casa para una familia, pero al ver tantos coches y gran número de personas proceden hacer el llamado de alerta.

Por lo general, cuando llegan al sitio con las patrullas, las personas que se encuentran celebrando empiezan a saltar vallas, salir corriendo cuando oyen las sirenas de los agentes, que en su mayoría son jóvenes entre 20 y 25 años, que declaran que la hacen en casa para no ir a un bar, y que no sabían que es ilegal.

Estas actividades pueden generar un posible rebrote

Blanca Fernández, portavoz del Gobierno de Castilla-La Mancha se ha unido a las críticas por estas actitudes que colocan en grave riesgo la salud de todos en la provincia.

También ha reclamado la conducta de los jóvenes que participan en los botellones que se han venido haciendo los fines de semana en la localidad de Tomelloso, advirtiéndoles de que este tipo de actuaciones pueden poner en riesgo la salud pública, y pueden provocar rebrotes.

Vale destacar que si ocurre un nuevo brote del virus, la provincia quedaría estancada en la fase actual o incluso podrían regresarla a la fase anterior, hasta controlar el brote. Por eso es necesario impedir el desarrollo de esta práctica, así como el cerrajero impide el ingreso de personas no deseadas en una vivienda, con sus sistemas de seguridad.

Esta actividad se ha estado repitiendo en diferentes puntos de la geografía española, Córdoba, Ceuta, Alicante o Madrid son algunos ejemplos de esta nueva actividad.

En un fin de semana se detectaron 34 botellones y más de 260 fiestas caseras muy ruidosas en domicilios particulares, donde no se respetan las normas sanitarias, poniendo en riesgo la salud de todos los participantes.

Están totalmente censuradas todas estas actitudes irresponsables que ponen en peligro a los vecinos de la localidad Toledana, que están llevando el confinamiento a rajatabla y todos son responsables de cumplir los decretos para llevarlo a buen desenlace.